Internacional

Asesinato de George Floyd: no es sólo el racismo, es también las diferencias en Estados Unidos de clases lo que provoca la ira popular

El asesinato de George Floyd a manos del policía Derek Chauvin y la colaboración con éste de los demás policías que les acompañaban dejó al desnudo de cuerpo entero al sistema capitalista estadounidense: nada de humanismo, tampoco de sensibilidad, sí mucho de terrorismo sobre todas las minorías raciales, étnicas y sociales.

No sólo es el racismo, son también las diferencias de clases que ha provocado la ira popular en muchas ciudades de Estados Unidos, tras el crimen cometido contra George Floyd.

La ira es popular, no solamente es racial, como ha querido sembrar la prensa reaccionaria. La ira de las masas de color negra, por el contrario ha sido un ingrediente más del contingente de protestantes que viene de los diferentes componentes sociales y étnicos que constituyen la nación estadounidense.

¿La lucha desatada y las venideras serán simplemente por crimenes de odios, que sí los hay? Serán por la crisis que ha generado la ambición capitalista y la subsiguiente crisis sanitaria provocada por el Covid-19, que ha impactado de forma terrible a los pobres y particularmente a la población negra y de origen latinoamericano

Policía Chauvin presiona su rodilla en el cuello de George Floyd hasta asfixiarlo.

Indiscutiblemente, la parte política y las actitudes desaprensivas del primer mandatario Donald Trump han provocado más violencias en esta etapa actual.

Trump continúa con sus respuestas bélicas, ha amenazados con declarar terroristas a todos los que protesten por la muerte de Floyd. Nada más descabellado políticamente hablando.

La ira de las masas a nivel nacional viene como respuestas a años de injusticias y desastres cometidos por casi todas las administraciones estadounidenses alrededor del mundo.

La actitud policial y las amenazas policiales y militares del presidente Trump hay que tomarla en serio.
La situación interna e internacional tiene al país al borde de una crisis social y económica, provocada en menos de tres meses con un alto nivel de desempleo (más de 20 millones de parados), a nivel nacional.

George Floyd y su Gianna, ahora de seis años.

Esta situación ha explotado, con el asesinato de Floyd.

Los resultados que vienen dejando estás protestas, nos dicen que el futuro de ésta nación es incierto no sólo para su población , sino también para sus clases y oligarquías dominantes. Por ejemplo, comienzan a buscar chivos espiatorios, según Susane Rice, quien acusa a los rusos de estar detrás de las acciones que se vienen dando en casi todas las ciudades del país.

Lo que viene, no es racial, es el ataque desesperado del fascismo y el supremacismo entroncando en la Casa Blanca.

Eso creemos la célula Regional Otto Morales del Movimiento Popular Dominicano en los Estados Unidos. Exhortamos a todas las organizaciones progresistas dominicanas y latinoamericanas a unirnos en la práctica a la lucha del pueblo norteamericano y exigir justicia por el crimen contra George Floyd y otros cometidos anteriormente.

Además,el esclarecimiento a de los más de 100 mil muertos por causa del COVID 19.

En ese sentido no dejarnos amendrentar por las amenazas fascitoides del trumpismo y su equipo.

¡Sólo la unidad salva a los pueblos!

¡Las rebeliones se justifican!

¡Ni un paso atrás pueblo estadounidense!

Célula Regional Otto Morales de los Estados Unidos

Estados Unidos, 1 de junio del 2020.

Leave a Comment

Your email address will not be published.

You may also like